Ejercicios simples con alcances profundos.

Práctica taoísta que permite liberar la energía emocional de la tristeza, la desesperanza, el dolor y la depresión, ayudándonos a cultivar la energía de coraje y purificando los pulmones. 

¡Ideal para estos tiempos!